Un enfoque intercultural para la educación

Las estudiantes Viviana Rivas y Dania Linker finalizaron su práctica intermedia de Trabajo Social con la Primera Feria Intercultural en la Escuela Especial Santiago Apóstol. En el evento se congregaron artistas de diferentes culturas y stands de organizaciones externas de interés para la comunidad.

Mira las fotos aquí.

Viviana Rivas, estudiante de tercer año de Trabajo Social, y Dania Linker, estudiante de quinto año de College en Ciencias Sociales con Major en Trabajo Social, comenzaron hace un año su práctica intermedia en la Escuela Santiago Apostol, establecimiento educacional que atiende a estudiantes con trastornos secundarios de la comunicación. Desde ahí, las alumnas quisieron trabajar el enfoque intercultural, el cual no estaba desarrollado en la escuela. Durante su práctica, a través de seminarios, talleres y campañas, abrieron el dialogo y difundieron la integración de culturas – sobre todo la sorda – entre padres, profesores y alumnos.

Para dar cierre a la práctica y como forma de dejar plasmado en la escuela el enfoque desarrollado durante el año, las estudiantes organizaron la Primera Feria Intercultural de la Escuela Especial Santiago Apóstol. El evento se llevó a cabo el día miércoles 10 de diciembre y tuvo como fin abrir espacios de visibilización y participación en torno a las diferentes culturas que componen la sociedad y – a su vez – la comunidad de la escuela, además de acercar a esta última la cultura sorda.

La feria contó con la presencia de agrupaciones de artistas de diferentes culturas: agrupación cultural Pasiones Peruanas, agrupación de música india Krishna Sambandha, cueca brava a cargo de Claudio Farias y Ximena Avendaño y un mural colectivo en vivo, a cargo del tatuador Mariano Ladrón de Guevara. Además, durante la mañana se instalaron diferentes stands de organizaciones externas de interés para la comunidad, como la Oficina de la Discapacidad, el Servicio Jesuita de Migrantes, el Proyecto Sol, la Comisión de Medicina Preventiva e Invalidez (Compin) y un stand de las estudiantes donde entregaron un DVD gratuito de lengua de señas básico para la comunidad educativa.

Para Viviana Rivas el objetivo de la feria fue totalmente cumplido y, según dice, «se plasmó, sobre todo, cuando los niños vibraron con la música de india y cantaron en su lengua. Se conjugaron dos culturas en un mismo momento (la cultura sorda y la cultura india)  y eso fue la mayor expresión de relación de culturas y de conexión entre ellas con mucho respeto, solidaridad y entusiasmo».